Viajar a Singapur, Bangkok y Bali: conoce Los Dragones del Sudeste

27/08/2021

Una de las rutas más populares de Asia es la de los Dragones del Sudeste, donde podrás viajar a Singapur, Bali y Bangkok, tres importantes ciudades de este exótico continente que no pueden faltar en la visita de cualquier turista. Precisamente, Bangkok es representante de las puertas del Sudeste Asiático, Singapur es una de las ciudades más cosmopolitas y Bali es la cara de los impresionantes paisajes y la cultura de esta parte del mundo.

 

Por lo tanto, se trata de la combinación perfecta para juntar la modernidad con el misticismo y la ciudad más actual con la cultura más antigua. Para que no dejes de explorar ninguno de los rincones más interesantes de estos tres destinos, a continuación encontrarás una recomendación de qué ver en cada uno de ellos.

 

Viajar a Singapur para conocer Los Dragones del Sudeste

 

Singapur es el país más pequeño del sudeste asiático, con tan solo 730 metros cuadrados. Sin embargo, es uno de los más cosmopolitas, por lo que en él encontrarás múltiples actividades a realizar. La mejor fecha para viajar a Singapur es entre abril y junio, aunque, gracias a su estupendo clima, cualquier época del año es buena para conocer esta sorprendente ubicación. Aún así, te recomendamos que contrates un circuito o un viaje a Singapur, para que recorras el país de la mano de un especialista en viajes y no te dejes ni un punto por descubrir. Por el momento, te dejamos 4 recomendaciones que no te puedes perder.

 

 1. Gardens by the Bay, un imprescindible 

 

Frente al mar y al lado del popular Marina Bay Sands -otro de los lugares que te recomendamos que visites-, se encuentra el Gardens by the Bay o los Jardines de la Bahía. Lo más especial de esta ubicación es, sin duda, su arquitectura, ya que fue levantado en 2012 mediante una estructura sostenible con el medio ambiente y de una forma totalmente innovadora.

La principal atracción de los Jardines de la Bahía son sus superárboles, también conocidos como Supertree Grove: unas estructuras verticales de entre 25 y 50 metros de altura con una presencia marcada en el paisaje verde del jardín. Además, siguiendo con la línea de la sostenibilidad, te aconsejamos que visites estos jardines acompañado de un guía que te explique el funcionamiento de estos elementos, puesto que contienen células fotovoltaicas, que acumulan energía durante el día para mostrarla en forma de luz durante la noche. 

 

2. Si vas a viajar a Singapur, no te pierdas Little India 

 

Little India o la Pequeña India es uno de los barrios más característicos del país, y es que, se trata del centro neurálgico de la comunidad india en Singapur. Por ello, está lleno de atractivos turísticos referentes a esta cultura, como por ejemplo, el templo de Sri Veeramakaliamman, que fue construido en 1881 y es el más importante de la comunidad hindú. Te recomendamos que no te pierdas alguno de los ritos que se celebran dentro de este monumento histórico. Asimismo, el centro comercial Mustafá Center es un gigantesco espacio lleno de vida y comercio que está abierto al público durante 24 horas al día, por lo que es imprescindible que lo incluyas en el itinerario de tu visita si quieres realizar alguna compra.

Sin embargo, si vas a viajar a Singapur, encontrarás el mayor atractivo de Little India paseando por sus calles, admirando sus casas de colores, su gente, sus tiendas, mercados y restaurantes, todo un espectáculo que no puedes perderte.  

 

 3. La Isla Sentosa y Palawan Beach 

 

La Isla Sentosa es el lugar de esparcimiento de los singapurenses, y no es para menos, ya que es uno de los lugares más tranquilos de la ciudad y perfecto si estás buscando paz a la hora de viajar a Singapur. Y es que, al estilo de una auténtica isla asiática, cuenta con exóticas playas de agua cristalina, entre las que destaca Palawan Beach. Pero también destacan sus atracciones, puesto que en algunas ocasiones la Isla Sentosa es apodada como la Isla de la Diversión. Por ejemplo, cuenta con el Parque de Mariposas, el museo Images of Singapore, el mirador Tiger Sky Tower, el Fort Siloso o el parque Universal Studios. Por lo tanto, la diversión está asegurada gracias a los espectáculos, parques de atracciones, actividades acuáticas y diversas opciones que ofrece la isla.

En esta maravillosa isla, también se encuentra el S.E.A o el Acuario de Singapur, que consiguió el Récord Guinness por tener el panel acrílico más grande en su Galería del Océano, con más de 18 millones de litros de agua salada. Es un acuario tan impresionante que alberga más de 100.000 animales de alrededor de 800 especies marinas, entre los que destacan las majestuosas mantarrayas, los enormes meros goliath, los peces napoleón, así como otros gigantes del mar. 

 

4. Kampong Glam, el barrio árabe

 

Kampong Glam fue una de las primeras zonas habitadas de Singapur y, debido a sus primeros inquilinos, constituye el barrio árabe de la ciudad. Las primeras calles fueron denominadas Arab Street, Muscat Street y Baghdad Street, todas creadas a principios del siglo XX, y es que, la zona adquirió el título de distrito histórico el 7 de julio de 1989.

Aunque no alcanza ni la importancia ni la magnitud de Little India, te recomendamos que si vas a viajar a Singapur,  no dejes de pasar por este sorprendente barrio para descubrir algunas de sus joyas arquitectónicas, como la Mezquita del Sultán, el palacio del Sultán Ali en Kandahar Street, la calle más bonita llamada Bussorah Mall o la popular calle Arab Street repleta de tiendas de alfombras y perfumes.

 

Bali, uno de los destinos más mágicos del mundo 

 

La Isla de los Dioses es un pequeño paraíso lleno de lugares interesantes que visitar. Si es la primera vez que visitas Bali, es probable que vuelvas a casa completamente fascinado. A continuación, te ofrecemos una lista de los atractivos turísticos más importantes que visitar en la isla.

 

1. Las playas 

 

La fina arena, el color turquesa del agua y el entorno natural te dejarán sorprendido cuando llegues al destino. Por eso, en un viaje a Bali, la visita a algunas de sus playas más especiales no puede faltar. Precisamente, es en el sur de la isla es donde se encuentran los arenales más grandes y el mejor ambiente, como por ejemplo, en la playa de Jimbaran, conocida por el el marisco que se puede probar en sus restaurantes, o la playa Sanur, famosa por ser muy familiar y perfecta para practicar snorkel.

Además, en Bali también se pueden encontrar muchas calas, ideales para los turistas que quieren algo más de intimidad o incluso tomar el sol en un lugar más especial. Muestra de ello son, entre otras, Padang Padang, una pequeña cala a la que se accede a través de un precioso sendero que pasa por un templo, o la playa Bias Tugal, una bahía de unos 130 metros, de lo más tranquila.

 

 2. Un viaje cultural en Bali 

 

Aunque en el resto del país la población es musulmana, la gran mayoría de los balineses son hinduistas. Así, los templos son una de las mayores riquezas de la isla y se pueden encontrar por todos los rincones, convirtiéndose en un gran atractivo al viajar a Indonesia para conocer su historia y cultura. 

Algunos de los mejores templos de Bali son, por ejemplo, Gunung Kawi, excavado en la piedra en el siglo XI; el complejo Pura Besakih, también conocido como el Templo Madre por ser el más grande y sagrado de todo Bali, ya que está compuesto por 23 santuarios diferentes; el templo Ulun Danu Bratan, situado en las orillas del lago que le da el nombre o el templo de Tanah Lot, uno de los lugares sagrados más curiosos de Bali, puesto que se ubica en un islote al que solo se puede acceder con marea baja.

 

 3. Naturaleza en estado puro

 

En Bali, la naturaleza también es espectacular, ya que posee unas cascadas increíbles que se quedarán guardadas en tu retina, entre las que destacan Kanto Lampo y Nungnung, también conocida como la cascada de los 500 escalones situada en mitad de la nada. Los 4 lagos que hay en la isla son otro de los atractivos naturales presentes en el paisaje de Bali, en este caso, los lagos Batur, Buyan, Bratan y Tamblingan. Éstos tienen una gran influencia en los arrozales de la isla, convirtiéndolos en otros de los puntos fuertes de este destino. Por último, visitar los volcanes de la isla es una de las actividades que no puede faltar durante una estancia en la isla, en concreto, destacan Agung, el Batur o el Bratan. 

 

Descubre el impresionante Bangkok

 

Bangkok es una ciudad apasionante con un enorme legado histórico y cultural. En un viaje a esta sorprendente ubicación, no podrás resistirte a conocer cada rincón escondido entre sus calles, templos, mercados o puestos de comida, entre otros. Descubre a continuación nuestros imprescindibles en este maravilloso destino.

 

1. El Gran palacio y el Templo del Buda Esmeralda

 

Se trata de la atracción turística más importante de la ciudad, por lo tanto, también es una visita obligada en un viaje a Bangkok. El Gran Palacio fue construido a finales del siglo XVIII y fue la residencia real y la sede del gobierno durante 150 años. Además, su construcción es impresionante, puesto que está compuesto de más de 100 construcciones realizadas sobre técnicas de arquitectura tradicional tailandesa.

En el mismo recinto se encuentra el Wat Phra Kaew, también conocido como el Templo del Buda Esmeralda. Es uno de los lugares más sagrados de Tailandia y contiene la estatua de Buda más venerada del país: una estatua del Buda esmeralda que data del siglo XV, tallada en un solo bloque de jade que, curiosamente, tan solo mide 66 centímetros de alto.

 

2. El Wat Pho o el Templo del Buda Reclinado

 

Contiguo al recinto del Gran Palacio, el Wat Pho es uno de los templos más grandes y antiguos de Bangkok. Su principal atractivo reside en el gigantesco Buda Reclinado, que mide 15 metros de alto y 46 de largo. Y es que, este monumento alberga la mayor colección de Budas de Tailandia, con más de 1.000 ejemplares diferentes, que sin duda, merece la pena visitar por su variedad. 

Además, el Wat Pho está considerado como la primera universidad pública de Tailandia y, hoy en día, es una de las escuelas de masaje tailandés con mayor reputación del país. Te recomendamos que te apuntes a un curso de masajes tailandeses y, por supuesto, también podrás disfrutar de un excelente masaje a un muy buen precio.

 

3. Los canales de Bangkok 

 

Bangkok es la Venecia de Asia gracias a sus canales navegables, y es que, el transporte fluvial es muy importante en esta ciudad y los ferrys funcionan con regularidad en este lugar. Asimismo, la experiencia más recomendable es la de subirse a bordo de un longtail por sus canales, es decir, una barca alargada típica tailandesa. Algunas de estas excursiones incluyen también una visita a una granja de flores exóticas y a una granja de serpientes donde organizan un show con estos animales, tigres y otros.

En definitiva, viajar a Singapur, Bangkok y Bali para descubrir los Dragones del Sudeste es toda una aventura que te recomendamos que no dejes pasar. Si quieres conocer este triángulo cultural, no dudes en ponerte en contacto con nosotros para que podamos organizar tu viaje y resolver cualquier duda que tengas.

Otros artículos que te pueden interesar