12 cosas que debes saber antes de realizar tu primer viaje a China

4/09/2021

Seguramente estés pensando en organizar un viaje a China, y no es para menos, ya que es un país de lo más diverso, exótico y bello. Aún así, debes tener en cuenta varios aspectos antes de subirte al avión hacia este destino, y es que, organizar una visita a un territorio donde existe una gran variedad de culturas conviviendo juntas, requiere una previa investigación de sus costumbres. Por lo tanto, organizar un circuito y seleccionar qué ver no es tarea fácil, puesto que el país cuenta con un sinfín de monumentos y una gran variedad de posibles actividades a realizar. Es por este motivo que, a continuación, encontrarás algunos de los consejos esenciales para que saques el máximo provecho a tu circuito por China.

 

1. ¿Cuál es la mejor época para viajar a China? 

 

China es un país que conserva su encanto en cualquier época del año gracias a la variedad de paisajes y monumentos que posee. No obstante, es recomendable tener en cuenta el clima de cada región del país, que puede variar debido a las dimensiones del territorio. En general, para disfrutar de un viaje de lo más agradable, los meses de abril, mayo, octubre y noviembre son los más aconsejables, ya que se reducen las precipitaciones. En cambio, en la temporada alta es posible encontrar aglomeraciones en algunos puntos del país y en Pekín, la capital. Este periodo iría de mediados de enero hasta febrero, no solo por la repercusión del Año Nuevo Chino, sino también por el periodo vacacional de los chinos.

 

2. Viaje a China, ¿Cómo llegar y cómo moverse por el país? 

 

China cuenta con numerosos aeropuertos que permiten la movilidad tanto dentro como fuera del territorio. Sus conexiones internacionales con diferentes aerolíneas hacen de él un país accesible desde prácticamente cualquier punto del planeta. Al llegar allí, hay varias opciones de transporte para poder desplazarse por diferentes puntos del país: ferrocarriles, autobuses, ferrys y barcos, aunque, sin duda, la opción más rápida y cómoda es el avión. Además, las frecuencias entre las principales ciudades son abundantes. 

 

Sin embargo, existe una opción que cada vez está siendo más popular entre los viajeros: la red de tren de alta velocidad. Y es que, en el año 2017, el país lanzó el tren más veloz del mundo, conocido como Fuxing o Harmony, que viaja a un máximo de 350 kilómetros por hora, reduciendo el tiempo de trayecto entre Beijing y Shanghái a menos de seis horas. Pero, la unión entre esas dos ciudades no es la única ruta de este transporte, sino que también pasa por alguno de los puntos más turísticos del país, realizando, por ejemplo, la Ruta de la Seda.

 

3. La documentación necesaria para viajar a China desde España

Como requisito fundamental para viajar a China, se requiere el pasaporte en vigor y que, además, tenga validez para los seis meses posteriores a la fecha de regreso.  Asimismo, es necesario adquirir un visado un mes antes de partir de viaje al destino, que podrás adquirir en la Embajada de China, más concretamente en su Centro de Servicio de Solicitud de Visado (CSSVC). También se recomienda llevar un seguro de viaje para imprevistos, ya que es la mejor forma de tener una cobertura sanitaria apropiada durante todo el viaje. Aún así, la mejor opción siempre es realizar un viaje organizado a China, puesto que te ayudarán a resolver todos los problemas burocráticos y demás papeleos.

 

4. Disfruta de la gastronomía del destino

La gastronomía china ofrece manjares milenarios y texturas a las que no puede resistirse ningún paladar. Entre algunas de las recetas que no puedes dejar de probar en un viaje a China, se encuentran los zongzi -un popular triángulo de arroz glutinoso relleno de carne o judías dulces y enrollado con hojas de bambú-, la sopa de wonton -unas empanadillas redondas rellenas con carne picada de cerdo, gambas, cebolla, jengibre, aceite de sésamo y soja-, el pollo gong bao procedente de Sichuan -pollo marinado mezclado con un sofrito de guindillas y pimienta- o el chop suey -consiste en cocinar diferentes tipos de carne con verduras, entre las que no puede faltar la judía verde-.

 

zongzi  es un popular triángulo de arroz glutinoso relleno de carne o judías dulces y enrollado con hojas de bambú

 

 

5. Los alojamientos en China

China es uno de los destinos asiáticos más turísticos y, por este motivo, su oferta hotelera es muy amplia. Sin embargo, si vas a viajar a China desde España, debes saber que existe una diferencia entre los alojamientos de las grandes ciudades, donde podrás encontrar desde lujosos resorts para los viajeros más selectos, hasta hostales y guest house para turistas con una amplia gama de servicios y comodidades, y el área más rural, donde tendrás los servicios básicos y te será más difícil encontrar hospedaje. 

 

6. Pekín 

 

Pekín es una de las ciudades del país con más habitantes y con más historia. Entre los lugares más destacables se encuentra el Templo de los Lamas o Yonghegong, el templo budista tibetano más importante fuera del Tíbet y una parada obligatoria en tu viaje a China. Además, te recomendamos que visites el Parque Beihai y sus 69 hectáreas, ya que esconde una vegetación sorprendente y diferentes templos y pabellones que dejan sorprendido a cualquier turista. Por otra parte, para adentrarte de lleno en la historia del destino, debes pasar por la Plaza Tiananmen, donde, a través de una de sus puertas, accederás a la Ciudad Prohibida. Por último, no puedes irte de Pekín sin pasar por la calle comercial más importante de la ciudad: la calle Wangfujing.

 

Templo Lama

 

 

7. Shanghái 

 

Se trata de un sitio muy diverso, con una parte moderna y otra histórica separadas por el enorme río Huangpu, que, además, tiene uno de los puertos más importantes del mundo. Sin duda, una de las experiencias más bonitas que vivirás en Shanghái es pasear por el Bund, tanto de día como de noche, para admirar uno de los skyline más populares del mundo. Aunque, hay otras muchas actividades que no puedes perderte, como subir a los miradores de sus increíbles rascacielos, recorrer el precioso jardín y mercado de Yuyuan, visitar sus templos, tomarte una última copa en alguno de sus modernos bares con vistas, relajarte en sus parques, o probar la gastronomía china en alguno de sus muchos restaurantes.

 

Yuyuan

 

 

 

8. En un viaje a China, descubre Chengdu 

Chengdu es una ciudad cuyos orígenes se remontan al periodo anterior a Cristo, aunque, en la actualidad, conserva su carácter moderno y es la quinta ciudad más poblada de China. Aún así, su aspecto más tradicional se refleja en algunas zonas, como por ejemplo, en las calles comerciales de Kuan, Zhai y Jing Xiangzi. Asimismo, el Monasterio Wenshu es todo un ejemplo del pasado histórico de la ciudad, donde, además de reliquias, guarda más de 300 estatuas de Budas compuestas de diferentes materiales. Y, si deseas conocer la cara más actual de Chengdu, te recomendamos que cruces el Puente Anshun -popular por ser el más bonito de todo China- y que pases al área más moderna, para sorprenderte con sus edificios y comercios.

 

Chengdu es una ciudad cuyos orígenes se remontan al periodo anterior a Cristo

 

 

9. Conoce la Gran Muralla China

 

Si no sabes por qué viajar a China, no hay mejor motivo que para conocer la Gran Muralla, su mayor icono y una de las siete maravillas del mundo. Fue construida para proteger el imperio chino contra las invasiones de los eurasiáticos en el siglo VII a.C. y, aunque en la actualidad se conserva tan solo el 30% de la fortificación, no puedes perderte un paseo por su recorrido principal. 

 

La gran muralla China

 

 

10. Parque Nacional de Zhangjiajie 

 

El Parque Nacional de Zhangjiajie es uno de los lugares más especiales en China y no solo por servir de inspiración a James Cameron para crear el universo Pandora en la película de Avatar, sino también por ser completamente mágico. Destaca por sus formaciones montañosas en forma de columnas que, en algunos casos, superan los 1000 metros de altura. Además, es impresionante por la vegetación que crece en la cima de los pilares en forma de árboles y arbustos, que le dan un aspecto de paisaje de otro planeta.

 

El Parque Nacional de Zhangjiajie es uno de los lugares más especiales en China

 

 

11. La moneda de China

 

La moneda oficial del país es el Renminbi (RMB) o también llamado yuan (CNY) -equivalente a 0,13 euros-, por lo que quien vaya a hacer un viaje a China debe cambiar su dinero tanto a su llegada destino como en los lugares de origen. La opción más acertada es llegar al lugar con bastante cambio para poder realizar las transacciones necesarias durante el viaje, ya que, una vez allí, solo podrás cambiar el dinero en las sucursales de bancos del país, puesto que China no dispone de casas de cambio. Aún así, existen pequeños stands en el aeropuerto donde cambiar dinero, por lo que puede ser una gran oportunidad para entrar al destino con cambios.

 

La moneda oficial del país es el Renminbi (RMB) o también llamado yuan (CNY)

 

 

12. La religión 

 

Las religiones predominantes del país son el budismo, el taoísmo, el confucianismo y la religión tradicional china que, en muchos casos, son practicadas conjuntamente en un estilo de sincretismo religioso, donde se reúnen diversas prácticas de las diferentes creencias. Aún así, el Budismo es una de las religiones más presentes en el país, donde la religión y la cultura son un pilar indispensable para sus habitantes.

 

En definitiva, China es un país muy diverso marcado por su cultura y su religión, visible a través de sus increíbles monumentos y templos a lo largo de todo el territorio. Y, por todo esto, es el destino perfecto para familias, enamorados, amigos o quienes buscan sumergirse en las tradiciones y cultura del país. No esperes más y ponte en contacto con nosotros para organizar tu próximo viaje a China, estamos seguros de que te encantará. 

Otros artículos que te pueden interesar