Hanoi: una ciudad congelada en el tiempo

La capital de Vietnam puede decirse que apenas ha cambiado, desde la década de los años cincuenta.

Filtros P

La capital de Vietnam puede decirse que apenas ha cambiado, desde la década de los años cincuenta. Sobre todo en el centro, Hanoi mantiene prácticamente intactos su carácter y encanto y ofrece a cualquier turista infinidad de viejos templos y pagodas, parques, lagos y edificios de estilo colonial francés. Visitar Hanoi es, hasta cierto punto, hacer un viaje en el tiempo para sacar todo el partido de una de las ciudades más hermosas del sudeste asiático.
Nuestros viajes a Hanoi

¿Qué ver en Hanoi, Vietnam?



Un paseo por Hanoi te dará la oportunidad de maravillarte con todos sus encantos, que no son pocos. Cualquier visita recomendamos iniciarla por el barrio antiguo. No sólo es el centro de compras predilecto para los visitantes, sino que cuenta con diversos edificios de interés histórico que se remontan a la fundación de la ciudad en el S. XI: la Pagoda del Caballo Blanco, la antigua plaza de los negreros, la calle Hang Dao o calle de la seda o el mercado Dong Xuan.

Hay dos lagos en Hanoi que no puedes perderte. Uno es el Lago de la espada restituida y la Pagoda de Jade y el otro el Lago del Oeste. En ambos emplazamientos puedes alcanzar una plácida sensación de serenidad, a pesar de encontrarse en puntos muy céntricos de Hanoi. El lago de la Seda, o Truch Bach data del siglo XVIII también es una visita recomendable. Fue ideado por los señores Trinh que erigieron allí un palacio para mantener lejos de la corte a las jóvenes solteras de cierta alcurnia, así como a las concubinas repudiadas o demasiado mayores. La principal actividad de bordado y tejido con seda de estas damas es lo que dio su nombre a este lago.

Otros puntos interesantes de Hanoi. El templo de la Literatura



El Templo de la Literatura es uno de los monumentos más importantes y visitados de Hanoi. Y también uno de los que tiene mayor carga histórica. Se trata de un centro dedicado al culto de Confucio, del año 1070. A lo largo de los siglos se le añadieron numerosas construcciones anexas, costeadas por distintos soberanos y mecenas pudientes.

De los espacios museísticos de Hanoi te recomendamos visitar el Mausoleo de Ho Chi Minh, donde reposa, en un sarcófago de cristal, el cuerpo embalsamado del importante mandatario vietnamita, y el Museo del Ejército, en el que tienen protagonismo todos los acontecimientos bélicos que ha protagonizado Vietnam en las últimas décadas.
Últimos artículos publicados en nuestro Blog