Nagano: El Japón más tradicional

Si viajamos a Japón, a unos 200 kilómetros de Tokyo nos encontramos con la ciudad de Nagano. Famosa por haber acogido las Olimpiadas de Invierno de 1998, ya era un importante núcleo urbano desde mucho antes. La ciudad está bien comunicada con Tokyo y otras grandes urbes tanto por tren como por autobús. Para alojarse, se pueden encontrar algunos lugares realmente baratos, ya que debido a la competición olímpica de finales de los noventa, se aumentó bastante el cupo de centros de alojamiento.

Esta ciudad es visitada cada año por nada menos que unos ocho millones de peregrinos que acuden al templo Zenko-ji, el cual guarda una estatua de Buda que se considera la primera que llegó al país (en el siglo VI). El templo tiene más de 1.300 años de antigüedad. Se dice que bajo la nave principal del templo se oculta la «llave del paraíso», por lo que cientos de creyentes buscan cada día este símbolo que, de ser encontrado, les otorgará la salvación eterna.

Otro lugar atractivo para los visitantes de Nagano es la zona montañosa de Togakushi: el lugar ideal para los amantes de la escalada y la práctica del esquí. En invierno Nagano es un paraíso para los esquiadores con estaciones como la de Hakuba y Shiga Kogen. También es la época del año perfecta para acudir a los baños termales de sus balnearios como los que hay en aldeas como Nozawa Onsen y Yudanaka Onsen. Por allí puede verse a los monos japoneses de cola larga relajarse y entrar en calor en su propia piscina natural.

templo1

Cerca de Togakushi nos encontramos con el santuario de Togakushi-Minzoku-Kan, que posee una interesantísima colección de objetos dedicados a la cultura de los guerreros ninja. Al parecer, estos luchadores legendarios solían entrenarse en las inmediaciones del lugar.Además, la ciudad ofrece una estupenda oferta de bares, restaurantes y pubs en los que tomarse una copa, relajarse un poco o probar la rica comida del lugar para recuperar fuerzas. Lugares en los que la diversión nocturna puede ser la mejor manera de que acabar el día.

De modo que si se visita Japón, una buena idea puede ser hacer una parada en Nagano con una estancia de un par de días para visitar bien la ciudad. Seguro que con todas las atracciones que ofrece al visitante, quedará plenamente satisfecho.

Si quieres viajar a Nagano, Japón, no dudes en visitar nuestra web destinosasiaticos.com

Otros artículos que te pueden interesar