Macao: Más allá de los casinos

A la Región Administrativa Especial de Macao se la conoce mundialmente por ser la Las Vegas del continente asiático. Debido a que en este territorio el juego está regulado y es perfectamente legal, se ha establecido toda una industria del entretenimiento que incluye casinos, salas de fiesta, espectáculos, conciertos, restaurantes de lujo, etc. a la que acuden tanto ciudadanos de las poblaciones cercanas como turistas ávidos de vivir una experiencia diferente en Asia y probar suerte en las mesas de juego.Pero en realidad este pequeño territorio tiene más cosas que ofrecer al viajero inquieto, de las que aquí te seleccionamos unas cuantas:

1

El Templo de A-Má: Este templo ya existía antes del establecimiento de la ciudad de Macao. Está compuesto por el Pabellón del Pórtico, el Arco Memorial, el Pabellón de Oraciones, el de la Benevolencia, el de Guanyin y el Pabellón Budista. Cada uno está dedicado a la veneración de diferentes deidades. Es un complejo espectacular influenciado por la cultura china confucionista, el taoísmo, el budismo y las creencias populares.

2

El Cuartel de los Moros: Construido en 1847 en la ladera de la Colina de Barra, fue alzado para acoger a un destacamento indio oriundo de Goa, que venía como refuerzo a la policía de Macao.  Actualmente es la sede de la Capitanía de Puertos de Macao. Es un edificio neoclásico muy bello, con algunos elementos arquitectónicos de evocación Mughal.

3

Plaza de Lilau: Los depósitos de agua subterránea de la zona de Lilau constituían la principal fuente de agua natural de Macao. La frase popular. Es un área muy interesante porque corresponde a uno de los primeros barrios residenciales portugueses de Macao.

4

Iglesia de San Lorenzo: Edificada por los jesuitas a mediados del siglo XVI, esta es una de las iglesias más antiguas de la ciudad. Situada en el margen sur de la ciudad, aquí se solían reunir en sus escalinatas con vistas al mar los marineros portugueses. Es una construcción neoclásica con unos toques de barroquismo que a los amantes de la arquitectura les encantará.Estos son sólo algunos rincones, pero Macao tiene muchas más joyas por descubrir. Si quieres conocerlas, viaja con nosotros.

Otros artículos que te pueden interesar