La fascinante Tana Toraja en Indonesia

Hoy viajamos hasta una de las islas más desconocidas de Indonesia. En el sur del país, en la provincia de Selatan Sulawesi (Sulawesi Sur), a unos 400 km al norte de Makassar, se encuentra nuestro destino: Tana Toraja, la tierra de los Toraja. Son un pueblo eminentemente agrícola, famoso en Asia por su café, el torajakopi y por las muchas especias que se cultivan en su tierra: clavo, canela, pimienta y vainilla.

1

Para llegar a Tana Toraja debemos tomar un vuelo a Makassar. Desde allí nos espera un trayecto en coche desde unas siete horas hasta Rantepao, la capital Toraja, donde se encuentran muchos de los hoteles, hospedajes y restaurantes de la zona donde poder probar pa’piong, carne de cerdo cocinada en caña de bambú o pantollo’ pamarrasan, pescado con una salsa de frutas y especias locales, todo acompañado de arroz morado toraja. Para moverse por la zona es imprescindible contratar un guía local y/o conductor para que nos lleve a los lugares de interés.

2jpg

Lo primero en lo que se fija el turista cuando visita la zona es su arquitectura, basada en formas de barcos, los barcos que les llevaron en la antigüedad hasta Sulawesi y adornadas con cornamentas de búfalos de agua. Se pueden ver por toda la zona pero son recomendables visitas a aldeas como Ke’te’Kesu (a unos 4km al sur de Rantepao) o Palawa’ (a pocos km al norte de la capital).Pero lo que de verdad llama la atención al viajero sobre los Toraja son sus costumbres funerarias. Los Toraja son un pueblo de mayoría cristiano-protestante, pero este cristianismo está impregnado de matices de sus antiguas creencias. En ella la muerte tiene un papel fundamental puesto que creen que el espíritu de los muertos cuida de los vivos y para ello el pueblo toraja honra de una manera muy especial a sus difuntos.

3

Sus funerales duran hasta cinco días, reúnen a cientos de invitados y en ellos se sacrifican búfalos, toros y cerdos para luego repartir la carne entre todos los asistentes. También se celebran peleas de búfalos, el evento preferido de los invitados y se acaba con el enterramiento. Cuanto más grandiosa sea la celebración, mayor honra habrá para el fallecido.Preguntad a vuestro guía si hay algún funeral en la zona y no dudéis en acudir, la familia del fallecido agradecerá vuestra visita y viviréis una experiencia única.

4

Los Toraja entierran a sus muertos en agujeros realizados en paredes de roca o en cuevas, situando fuera de ellas una imagen realizada en madera del fallecido (tau-tau). Los bebes lactantes son enterrados en huecos realizados en un tipo de árbol donde las madres acuden con alimentos hasta que el hueco se cierra.Además, el lugar posee el encanto natural de toda Indonesia con unos paisajes fascinantes. Especialmente a las primeras y últimas horas del día, cuando la luz es tenue y todo cobra un color muy llamativo e intenso.

Otros artículos que te pueden interesar