La ceremonia del té de Japón

La ceremonia del té es una tradición japonesa cuyo aprendizaje puede llevar toda una vida. El Cha-no-yu o «el camino del té», proviene de las técnicas de meditación Zen y todo lo que lo rodea -utensilios, emplazamiento, movimientos, etc.- es un reflejo del respeto a la naturaleza y la búsqueda del equilibrio.Armonía, reverencia, prudencia y calma son los cuatro preceptos que guían la ceremonia del té. Esta planta fue introducida en Japón por los monjes budistas chinos a lo largo de la Edad Media. Aunque comenzó usándose como una bebida medicinal, muy pronto su consumo se popularizó.

Toda la ceremonia se impregna de lo que se conoce como espíritu wabi, que podríamos definir como «simplicidad» o «refinamiento».  Toda la decoración que rodea este rito tan profundamente japonés debe ser sobria, de modo tal que no haya nada que destaque por sí sólo, sino como un elemento más que se suma a la búsqueda de la mesura en la realización de la ceremonia.Los utensilios contribuyen enormemente a alcanzar este efecto. Tanto los cuencos como los recipientes de agua, cucharas, varillas de bambú, etc. deben poseer cualidades naturales.

En la actualidad, esta manifestación cultural puede vivirse en las conocidas como Casas de Té. En estos lugares, se prepara un lugar para la ceremonia, normalmente en el jardín de la casa. Todo el rito está orientado a que sea una experiencia única y compartida que, en esencia, mejore la vida de sus participantes. Una enriquecedora experiencia que los viajeros que visiten japón y quieran adentrarse profundamente en su cultura, no deberían dejar pasar.

Si quieres viajar a Japón, no dudes en visitar nuestra web: destinosasiaticos.com

Otros artículos que te pueden interesar